681373693 info@pelvicus.es

Los síntomas del síndrome de dolor pélvico crónico en la mujer

Entre los síntomas más frecuentes que se dan en las mujeres que padecen síndrome de dolor pélvico crónico encontramos:

  • Escozor al orinar.
  • Sensación de cistitis o infección.
  • Dolor al sentarse.
  • Dolor durante las relaciones sexuales.
  • Ganas frecuentes de orinar.
  • Urgencia miccional.
  • Ardor en la zona genital.
  • Dolor al defecar.

 

La presencia y persistencia de estos síntomas conforme pasa el tiempo, tiene un gran impacto en la esfera personal, social y laboral de las mujeres que lo padecen.

Otras disfunciones del suelo pélvico que acompañan a la presencia de dolor pélvico crónico son:

  • La incontinencia urinaria.
  • El estreñimiento.

Definiciones de dolor pélvico crónico

 

A lo largo de los años, para referirse al dolor crónico localizado en la región del abdomen bajo, la pelvis y el suelo pélvico, se han acuñado múltiples y diversas definiciones por parte de varios grupos de investigación e instituciones.

Esto ha supuesto un gran problema a la hora de establecer un diagnóstico preciso en las pacientes que padecen dolor pélvico. En muchos casos las pacientes con dolor pélvico reciben diagnósticos muy ambiguos y confusos.

El 39% de los pacientes pueden tardar más de un año en ser diagnosticados y el 29% considera que el tratamiento recibido no es el adecuado.

Con el objetivo de establecer unificar criterios de diagnóstico y una terminología adecuada, la International Association for the Study of Pain (IASP) estableció en 2012 las siguientes definiciones:

 

Dolor Pélvico Crónico

”Dolor crónico o persistente percibido en estructuras relacionadas con la pelvis tanto en hombres como en mujeres. Esta frecuentemente asociado con consecuencias negativas a nivel cognitivo, comportamental, sexual y emocional, así como con síntomas que sugieren disfunciones del tracto urinario inferior, sexuales, intestinales, del suelo pélvico o ginecológicas”.

Síndrome de Dolor Pélvico Crónico

”Es la presencia de dolor pélvico crónico cuando no existe prueba de infección u otra patología local”. El término ”síndrome” se refiere a que, aunque pueda existir un mecanismo periférico o estructural, el componente de modulación del sistema nervioso central puede tener mayor relevancia.

El dolor puede considerarse crónico si el dolor persiste al menos 6 meses desde su inicio o si existen evidencias de sensibilización central del sistema nervioso.

El término ‘’dolor pélvico crónico’’ se emplea cuando se ha probado la presencia de una causa estructural o infecciosa que lo origine mientras que ‘’síndrome de dolor pélvico crónico’’ hace referencia a la presencia de dolor pélvico en ausencia de causas concretas.

Esta diferenciación en las definiciones es realmente importante ya que en la gran mayoría de los casos las mujeres sufren en realidad de un síndrome de dolor pélvico crónico ya que las diferentes pruebas médicas (análisis de orina, resonancias magnéticas, TACs, Cistoscopias…) no evidencian la presencia de una causa concreta que explique los síntomas del paciente.

El papel del sistema nervioso central y su sensibilización es la clave en el tratamiento de esta compleja disfunción del suelo pélvico.

Preguntas frecuentes sobre dolor pélvico

 

¿Cuál es la causa del dolor?

He pasado por todo tipo de pruebas y todo parece estar bien.

La cistitis intersticial, la vestibulitis vulvar, las infecciones de orina de repetición, el parto vaginal con instrumental o episiotomía, el atrapamiento del nervio pudendo, la vulvodinia, la hipertonía del suelo pélvico, o los puntos gatillo miofasciales, son términos de los que se suele hablar cuando existe un síndrome de dolor pélvico crónico en la mujer.

Puede que la causa del dolor estuviera relacionada con la presencia de alguno de los componentes mencionados.

  • Es muy frecuente que haya existido una infección en el pasado, esta se haya resuelto, pero los síntomas se mantengan.
  • En la gran mayoría de casos, las pruebas médicas no dan con un origen estructural o infeccioso del dolor.
  • El mantenimiento de los síntomas se debe a una sensibilización de los tejidos musculares y nerviosos del suelo pélvico y el tracto urinario que acaban afectando al sistema nervioso central.
  • Esto hace que los síntomas persistan e incluso empeoren con el paso del tiempo.
Terapia manual dolor pelvico crónico mujer
                                                                                                  Terapia manual dolor pelvico crónico mujer

¿La fisioterapia puede ayudarme?

Me han hablado de la fisioterapia de suelo pélvico para mi dolor pélvico crónico y no se si vale para algo.

El fisioterapeuta especializado en suelo pélvico debe formar parte del equipo multidisciplinar encargado del abordaje del síndrome de dolor pélvico crónico junto al médico especialista en dolor, al psicólogo, al sexólogo y al neurólogo tal como establecen las guías de práctica clínica de la Asociación Europea de Urología.

En muchos casos las mujeres que padecen síndrome de dolor pélvico crónico están sobremedicadas, con antidepresivos, antiinflamatorios o antibióticos pese a que no existen pruebas de infección o inflamación.

En primer lugar es necesaria una anamnesis profunda, una exploración física de las estructuras involucradas en el dolor y una ecografía de suelo pélvico para valorar el estado y correcto funcionamiento del suelo pélvico.

La fisioterapia de suelo pélvico cuenta con técnicas y estrategias para el tratamiento de las mujeres que padecen síndrome de dolor pélvico crónico avalados por la evidencia científica con grandes resultados en el tratamiento del síndrome de dolor pélvico crónico en la mujer entre los que se encuentran:

  • Terapia manual sobre los tejidos.
  • Fisioterapia invasiva que incluye:
    • Punción seca ecoguiada del síndrome de dolor miofascial en el suelo pélvico.
    • Neuromodulación percutánea ecoguiada de los nervios periféricos correspondientes o de las raíces sacras.
Fisioterapia invasiva dolor pelvico mujer
  • Biofeedback para mejorar el control de los tejidos afectados, ya sea mediante electromiografía o ecografía del suelo pélvico.
  • Diatermia/radiofrecuencia.
  • Educación al dolor crónico.
  • Tratamiento médico (farmacología) o psicológico si es necesario.

Tratamiento de fisioterapia

¿Cuándo es conveniente empezar el tratamiento de fisioterapia y cuanto puedo tardar en notar mejoría?

Nosotros recomendamos acudir a un médico especialista y a un fisioterapeuta especializado en suelo pélvico y dolor pélvico crónico cuanto antes. Es muy importante romper el ciclo de dolor lo antes posible ya que cuanto más tiempo persistan los síntomas mayor puede ser el componente de sensibilización del sistema nervioso.

Respecto a los tiempos de recuperación, cuanto más tiempo haya pasado desde el inicio del dolor más tiempo puede extenderse la duración del tratamiento. Muchos factores como los hábitos de vida, el estrés, y la conducta del paciente frente a su dolor pueden influir en la prolongación del dolor o facilitar recaídas.

Es clave para la efectividad del tratamiento la correcta indicación y la precisión de las técnicas elegidas (por ello se recomienda que la fisioterapia invasiva como la neuromodulación se realicen de forma ecoguiada).

Aquí tienes más información sobre qué es el dolor pélvico crónico su valoración y tratamiento.

Pide tu cita online en la Unidad de Fisioterapia Suelo Pélvico o llama al 681 37 36 93 de 10-16h. También puedes ponerte en contacto a través del formulario de contacto.

ÚLTIMAS ENTRADAS